viernes, abril 28, 2006

total: $2.25

Hoy me fui a almorzar sola, a veces disfruto del silencio y el punto y aparte que hago con las personas con las que trabajo. Mientras pedía la comida y hacía turno para que me cobraran, noté a un muchacho, poco más al frente de mí, que parecía inquieto. Era flaco, fuerte, llevaba mahones con una camisa blanca y un casco amarillo, de esos de seguridad que se usan en las obras de construcción. Buscaba con cierto desespero cuánto tenía en los bolsillos para ver qué podía comprar. Cuando ordenó su comida pidió poco menos de una cuchara arroz, la salsita de las habichuelas, dos o tres pedacitos de carne y un refresco pequeño. En el momento me pregunté cómo era posible que una persona que necesita tanta energía como lo son los trabajadores de la construcción, no podía darse el lujo de comer un plato decente - y eso, que yo no tengo la más mínima idea del esfuerzo que requieren, porque lo único que he hecho en mi vida ha sido, a lo sumo, montar losetas y empañetar. Demás está decir que sentí un taco en la garganta al darme cuenta de la situación y hasta pensé en preguntarle si necesitaba uno o dos dólares más, pero no lo hice. No sé por qué no lo hice. Quizás se hubiese sentido ofendido por la oferta, quizás no. Lo único que reconozco es que del tiro se me quitó el hambre. Nadie debe pasar hambre cuando claramente la tienen por el solo hecho de que no pueden pagar más o no tienen con qué. ¿Será que estoy "piemésica" y sentimental o en realidad debí haberme sentido así, en el deber de ayudar?

9 Comments:

Blogger Madam said...

Mi abuele me enseño que la comida no se le debe negar a las personas. Es lo primordial. Estamos en unos momentos difíciles, y la sensibilidad sale a flor de piel. Te comprendo amiguita. Saludos de parte de otra que está en pms. :)

sábado, abril 29, 2006 7:11:00 a.m.  
Blogger neftalicruznegron said...

Buena historia; Buenos pensamientos de tu parte.

Pero créeme que si tú hubieses dado los dos dólares que necesitaba para un mayor plato, créeme que no se hubiera ofendido, y sí agradecido.

Te sigo leyendo.

sábado, abril 29, 2006 4:25:00 p.m.  
Blogger desentramados said...

Mira ojos, creo que tus intenciones fueron bienintencionadas pero desenfocadas. A juzgar por los hechos que relatas, el socio no pasa hambre regularmente, no pasa hambre si estaba tan fuerte como lo pintas. Quizás se le quedó el wallet en la casa, quizás se quedó sin cash y aún no había cobrado la quincena, quién sabe si invirtió todo su dinero en bebelata y meterse hasta el deo. De todas formas comió, no tanto como le hubiera gustado pero comió. Si estás en las de regalarle dinero a los más necesitados, inquietud que yo por cinismo, egoísmo y/o dejadez no comparto, harías bien en buscar a los que realmente están más necesitados.

sábado, abril 29, 2006 5:16:00 p.m.  
Blogger ojitos said...

madam, neftali..si, tuve buenas intenciones.
desentramados, que gusto verle por aca..gracias por ofrecerme ese otro punto, ya no me siento tan culpable..jaja...a veces uno pasa por el lado de la gente y no sabe si estan asi mas por poca verguenza o porque en verdad estan en una mala situacion..de todos modos, quizas me fije en eso y lo pense de esa manera pq mis padres alguna vez pasaron ese tipo de necesidad, no por poca verguenza ni por darle a la bebelata, simplemente porque no tenian trabajo. Al tener eso como la experiencia mas proxima, fue lo primero en lo q pense. Sin embargo, te doy la razon en el sentido de que tuve buenas intenciones y no necesariamente fueron bien enfocadas..quizas el tipo se le quedo la wallet como dices, o se los gasto en una bebelata o algo asi...al menos se que aun no he perdido la sensibilidad de mirar al lado y sentir.

sábado, abril 29, 2006 5:34:00 p.m.  
Blogger Madam said...

Tranquila ojitos. Actuaste según el momento. Evidenica de eso es la sensibilidad con que lo has comunicado y nos pones a pensar a todos. :) El comentario anterior lo dije porque me hiciste acordar una frase de mi abuela, no en calidad de regaño. :) Siento si se mal entendió.
Un abrazo.

domingo, abril 30, 2006 12:58:00 p.m.  
Blogger Yiara Sofía said...

Sensibilidad de ser humano y NO de PMS (porqué le achacamos al PMS lo que se ralaciona con el ponernos en contacto con la raza humana??). Eso fue lo que te movió. Entiendo el punto de vista de desentramado, yo tampoco lo había visto así, sin embargo tomando en consideración el estado económico-político de nuestro país, veo claramente porque tu pensamiento fue hacia ese enfoque. Inclusive nosotros (los que no estamos trabajando en el gobierno) tenemos que hacer nuestros ajustes (por que ésto afecta a toda la población) y me he visto más apretada de lo usual por diversas razones...así que aplaudo tu sensibilidad de ser humano...nunca dejes de mirar y sentir. Un abrazo!

domingo, abril 30, 2006 5:32:00 p.m.  
Blogger Iva said...

alguna vez me ha pasado lo mismo y me he sentido igual. llego a casa y me remuerde la conciencia el no haber hecho nada...pero no dejo que ese sentimiento me acongoje porque hay otras veces en que sí he actuado. estoy segura que has hecho igual.
saludos!

lunes, mayo 01, 2006 12:59:00 a.m.  
Blogger neftalicruznegron said...

P.D. Ojitos dónde es que se construye la configuración para el icono de 'Enlázame.'

lunes, mayo 01, 2006 1:18:00 p.m.  
Blogger Tapa-Amarilla said...

no siempre se hace lo que se quiere ... pero al menos lo pensaste, porque te apuesto a que muchos en esa fila ni le prestaron atencion...
Saludos!

lunes, mayo 01, 2006 6:38:00 p.m.  

Publicar un comentario

<< Home

Google